Seis mujeres supervivientes de cáncer de mama se enfrentan al Reto Pelayo Vida

En la quinta edición de esta expedición, las participantes tendrán que recorrer más de 100 km del Salar de Uyuni en MTB y ascender el Nevado Sajama (6542 m.)

La nueva edición del Reto Pelayo Vida lleva este año 2019 a seis mujeres que han sufrido y superado un cáncer de mama a Los Andes bolivianos. En esta proeza, recorrerán más de 100 km en MTB sobre el desierto de sal más grande, el Salar de Uyuni, y también escalarán el Nevado Sajama, el pico más alto de Bolivia y el décimo volcán más alto del mundo. Los 6542 m de altitud y la dificultad del terreno, con tramos expuestos con penitentes, grietas, y unas bajísimas temperaturas, hacen de este Reto Pelayo Vida, seguramente, la aventura más complicada en estas cinco ediciones.

Un desafío como este pone a prueba la fortaleza física y psicológica de las expedicionarias, que encuentran en el Reto Pelayo Vida Andes 2019 una proeza que demuestra superación personal, valentía, optimismo y fortaleza. Después de haberse enfrentado a una dura enfermedad como es el cáncer, Estrella, Felisa, Rina, Begoña, Vicky y Raquel lanzan un mensaje de esperanza a mujeres que lo sufren en estos momentos o tendrán que hacerle frente al cáncer de mama en los próximos meses.

El deporte, la buena alimentación, las ganas de superación y la aspiración de aprovechar cada momento han sido claves para poder dejar atrás al cáncer y presentarse a este Reto. Las seis expedicionarias han sido elegidas de entre 282 mujeres que quisieron formar parte de esta aventura este año, y que en todas sus ediciones acumula 808 candidaturas de mujeres supervivientes de cáncer provenientes de 11 países.

Con las aventuras en Kilimanjaro, Trasatlántica, Polar, Annapurna Bike y Andes, el Reto Pelayo Vida ya ha podido cumplir el sueño de 26 mujeres que, tras superar el cáncer, confirmaron la certeza de que después de esta dura enfermedad hay mucha vida y también historias de superación increíbles.

En palabras de Victoria Martínez, portavoz del grupo #Andes2019: “El cáncer puede enseñar a luchar. Quién me hubiera dicho, mientras me enfrentaba a la enfermedad, que en unos meses estaría escalando el Nevado Sajama participando en el Reto. Quiero disfrutar cada segundo que la vida me regale”.

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Periodismo
Constructivo