El sector de los frutos rojos de Huelva, ejemplo de integración laboral de la mujer

La producción de los frutos rojos de Huelva se ha convertido en uno de los sectores que mejor ejemplifica la integración laboral de la mujer. La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y ConciliaciónRocío Ruiz, ha visitado la Sociedad Cooperativa Andaluza Cuna de Platero (Moguer) donde ha recorrido su cadena de producción y ha comprobado la relevancia del papel de las mujeres en todos los ámbitos de la cadena de producción.

En concreto, esta cooperativa cuenta en la actualidad con 903 trabajadores y trabajadoras, de las que 661 son mujeres. De esta forma, en el área de producción, Cuna de Platero cuenta con 623 trabajadoras frente a 191 trabajadores. Precisamente en este área, el 65% de los mandos intermedios están ocupados por mujeres, incluyendo las responsables de línea.

Rocío Ruiz ha felicitado a la cooperativa por su esfuerzo a la hora incluir presencia femenina en puestos claves de la organización. Por ejemplo, respecto al equipo de dirección, el 17% de los cargos están ocupados por mujeres; y en el área técnica agrícola, calidad e I+D+i, estas suponen el 41% del total de puestos.

Asimismo, la consejera ha recordado la importancia de promocionar planes de igualdad en las empresas desde tres aspectos fundamentales: formación, promoción profesional de las mujeres y conciliación. Para ello, Ruiz ha ofrecido a Cuna de Platero la colaboración y asesoramiento del Instituto Andaluz de la Mujer.

Este tipo de orientación se puede abordar desde diferentes ángulos: uno más técnico, donde se valorarían las actuaciones para la inclusión de la igualdad de trato y de oportunidades con el objetivo de proponer un proceso de colaboración con actuaciones específicas una vez analizadas las posibles brechas o mejoras que se puedan implementar; y otro más transversal para que la igualdad sea eje fundamental en todos los departamentos.

Cuna de Platero, formada por 100 socios y socias, cuenta con un equipo humano que en campaña puede llegar a 5.000 trabajadores. Para ello, ha desarrollado una robótica colaborativa que facilita el trabajo rutinario de su personal en el marco de un proceso de transformación digital como exige un sector innovador y vanguardista como el de los frutos rojos. Esta cooperativa, con más de 30 años de historia, tiene una facturación de 100 millones de euros en sus más de 900 hectáreas de cultivo. Además, se trata de una entidad con un firme compromiso social y medio ambiental, que invierte en I+D+i en su producción de fresa, frambuesa, arándano y mora.

 

Tags:
0 shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Periodismo
Constructivo