Patricia Alonso y Brenda Villavisencio, Becas Manuel de Oya

Microbiota y salud neurodegenerativa, temas ganadores de la última edición

Dos proyectos de investigación relacionados con el efecto neuroprotector del lúpulo y los patrones de consumo de alcohol y del tipo de bebida consumida en la microbiota de adultos sanos han resultado ganadores de las Becas Manuel de Oya. Tras 18 años de apoyo al sector científico, las Becas Manuel de la Oya cumplen su mayoría de edad y otorgan 36.000 euros para contribuir con el trabajo y compromiso de los jóvenes españoles con la investigación.

Patricia Alonso
Patricia Alonso

Brenda Villavisencio Seminario será dirigida por la Dra. Esther Nova Rebato, del Instituto de Ciencia y Tecnología de los Alimentos y Nutrición ICTAN-CSIC, en la realización del proyecto ‘Efectos del consumo de alcohol en la microbiota intestinal de adultos sanos’. Esta investigación estudia el efecto de los patrones de consumo de alcohol (cantidad consumida, frecuencia de consumo, ingesta adecuada o regular) y del tipo de bebida consumida (fermentada o destilada) en la microbiota de adultos sanos. “Este estudio ampliará la información disponible en torno al efecto del consumo de alcohol sobre la microbiota intestinal. Dado que en España el consumo de alcohol está en su mayor parte unido a la ingesta de alimentos, este estudio podría fundamentar un patrón de consumo de alcohol moderado y potencialmente saludable, a fin de preservar la microbiota intestinal ligada al estado de salud metabólico, inmunológico, fisiológico y psíquico”, afirma la joven investigadora.

Por su parte, Patricia Alonso Andrés, bajo la dirección de la Prof. Mairena Martin López, de la Facultad de Ciencias y Tecnologías Químicas de la Universidad de Castilla-La Mancha, realizará el estudio ‘Posible efecto neuroprotector del lúpulo y liofilizado de la cerveza’, cuyo objetivo principal es estudiar el posible efecto neuroprotector del consumo moderado de cerveza. “Este estudio tiene como fin último ver el posible efecto preventivo del consumo moderado de cerveza sobre la enfermedad de Alzheimer”, señala Patricia.

Reforzando nuevamente su apoyo y compromiso para con los jóvenes universitarios, el Centro de Información Cerveza y Salud apuesta por la investigación con su programa de becas Manuel de Oya. El objetivo es fomentar el estudio en torno al consumo de cerveza y su relación con los diferentes aspectos de la salud humana siempre y cuando no hayan sido realizados ni difundidos con anterioridad en España. El trabajo consiste en la realización de un proyecto fin de carrera, de estudios de postgrado o un trabajo de investigación experimental. Los dos beneficiarios de dicha beca tendrán una dotación para la realización del trabajo de 18.000€ cada una.

Tags:
0 shares
Anterior

Andrea Galindo presenta Tardes de Luces

Siguiente

El perfil de la emprendedora toledana

Periodismo
Constructivo