“Polti siempre ha caminado de la mano de un desarrollo sostenido y sostenible”

Extrovertida, seria y rigurosa en el trabajo, a la vez que perfeccionista. Así es Francesca Polti, directora general de Polti, una empresa multinacional, pero con una matriz familiar. Esta doble vertiente es, precisamente, lo que ha indicado Francesca que determina que su labor abarque no solo funciones financieras, sino también una gestión que incluye estrategia comercial, relación con los clientes, apertura de mercados, desarrollo de nuevos productos y, por supuesto, estrategias a medio y largo plazo industriales y financieras.

“En estos años he construido un equipo de apoyo, como no podría ser de otra manera, ya que se requieren competencias muy específicas en cada ámbito. Así que mi objetivo en la dirección, era y es, transmitir los valores de nuestra empresa a nuestros colaboradores para traspasarlos en cada acción, ya sea comercial, investigación y desarrollo, venta y relación con nuestros clientes”, ha señalado.

“Podría escribir un libro sobre Polti”

Francesca ha vivido el nacimiento, crecimiento y expansión de Polti a lo largo de los 40 años en primera persona, acompañando su crecimiento con el suyo, personal y profesionalmente. “He vivido la transición de un pequeño taller artesanal, iniciado por la inspiración y esfuerzo de Franco y Teresa Polti, a la industrialización en Italia, pasando finalmente a la internacionalización de la empresa con implantación en múltiples países con sedes comerciales y apertura de mercados europeos, asiáticos y americanos. Tal y como indica, “podría escribir un libro sobre Polti”.

Polti  siempre ha intentado ser un ejemplo de innovación y creatividad, centrándose en el bienestar de las personas, tanto dentro como fuera de la empresa. Tal y como indica Francesca, “la misión principal es hacer la vida más fácil a sus clientes, dotándoles de productos eficaces, efectivos y cuidando al medioambiente y la ergonomía de nuestros productos”.

De hecho, “en Polti nos ha movido siempre la ambición por mejorar la vida de las personas en sus actividades diarias, y lo hemos demostrado intensificando y potenciando desde el inicio nuestro departamento de Investigación y Desarrollo, que, gracias a la intuición al inicio de mi padre, vio en el vapor el eje principal sobre el que elaborar productos que prescindan del uso de elementos químicos peligrosos y difíciles de reciclar”, ha subrayado.

A lo largo de los últimos años, después de iniciar su labor como directora general, no han interrumpido su labor innovadora. “Es más, hemos producido nuevas patentes y desarrollado productos que no existían”, ha recalcado.

Trabajar en una empresa multinacional

Con respecto a su trayectoria, tras finalizar sus estudios universitarios en Bocconi (Milán), quiso vivir la experiencia de trabajar en una empresa multinacional con el fin de consolidar sus conocimientos, adquirir nuevas habilidades empresariales y financieras, y poder respirar un ambiente internacional y multidisciplinario (marketing, finanzas, comercial, gestión de proyectos IT). Durante este tiempo, comenta que pudo ver la gestión y qué mecanismos se aplicaban en empresas con cifras de negocios elevadísimas, y con sedes en diversos países, así como las relaciones entre personas y departamentos para la consecución de objetivos. “Fue una experiencia enriquecedora, que pude llevar conmigo, y que me ha servido para mi labor de dirección en Polti”, destaca.

Posteriormente, llegó su introducción a Polti que comenta “fue obviamente progresiva”, comenzando con la gestión de proyectos, para después pasar al área financiera y, finalmente, consolidar la experiencia y conocimientos adquiridos fuera de Polti, llegando a la dirección general de la compañía.

“Esfuerzo, empatía, capacidad de escucha y atención”

Con respecto a su trayectoria, ha señalado que lo que más valora de su profesión es involucrarse en todas las fases productivas, de gestión y estrategia en primera persona. “No soy una directiva que se cierra en su despacho, aunque hay ocasiones en los que necesitaría días enteros así para poder abarcar el gran volumen de trabajo”, ha comentado, recalcando que está presente en las tareas y procesos de decisión, y dedica tiempo a escuchar siempre que es necesario. “Escuchar a la empresa y a todos nuestros colaboradores (incluyo a las personas que trabajan en fabrica, oficinas y, por supuesto, en nuestras sedes en el extranjero) es la parte más enriquecedora, a la vez que difícil, ya que requiere esfuerzo, empatía, capacidad de escucha y atención”, ha señalado.

Además, Francesca ha subrayado que se exige el 150%, por lo que exige también bastante a las personas de su entorno. Aun así, reconoce haberse rodeado de un importante grupo de colaboradores y, obviamente, delegar y compartir las responsabilidades y decisiones. “En fin, me siento orgullosa de haber realizado un pasaje generacional que ha permitido a la empresa  mantener sus raíces en Italia y Europa”, ha informado.

Con respecto a cómo desconecta del trabajo, ha señalado que “es difícil cuando se tiene tanta responsabilidad, pero obviamente tengo aficiones”. Así, ha confesado que le encanta pasar tiempo con su familia que es su “prioridad absoluta”. Además, ha informado de que hacen muchas cosas juntos (deportes, viajes, lecturas…). “Devoro libros y películas románticas, tengo  pasión por Harry Potter y desde hace algún tiempo practico yoga, pilates y surf. ¡Quien me lo hubiera dicho hace unos años!”, ha reconocido riendo.

“Productos ecológicos, eficaces, eficientes”

Francesca es una persona amable, alegre y decidida. De hecho, al preguntarle sobre sus próximos objetivos, ha confesado riendo que  desea vender millones de aparatos Moppy, UNICO y Vaporella… “Bromas aparte (aunque créeme si decimos que nuestro objetivo es ese), tenemos la misión de concienciar al público de los beneficios de nuestros productos y del vapor como elemento central en la limpieza, aspiración y planchado”, ha confesado.

En este punto, Francesca ha recalcado que Polti ha caminado siempre de la mano de un desarrollo sostenido y sostenible, por lo que piensan que, a corto plazo, su mensaje más importante es el de suministrar productos ecológicos, eficaces, eficientes y que hagan la vida de las personas más fácil. Y, a largo plazo, los objetivos son múltiples y variados, pero ha concretado que el consolidar su posición de líderes en sistemas de planchado y continuar manteniendo a Moppy como producto estrella en un segmento que no existía hasta que lo han desarrollado en Polti.

María Cano Rico

Tags:
0 shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Periodismo
Constructivo