El Parque de las Ciencias se prepara para la apertura

Se plantea como un proceso progresivo

El Parque de las Ciencias afronta la desescalada y la nueva realidad tras la pandemia incorporando soluciones y nuevas estrategias que permitan su apertura con la máxima garantía posible de seguridad y generando confianza para los visitantes. Abrirá sus puertas de manera progresiva, con el control de aforo, siguiendo las pautas establecidas por las autoridades y el cierre de espacios que puedan comprometer la seguridad de los usuarios, si fuese necesario. Asimismo, se plantearán áreas de entrada y salida diferentes y circuitos de visita no coincidentes.

Aunque el 25 de mayo es la fecha prevista por el Gobierno para la apertura de los museos, no se abrirá hasta que se garantice que todo está totalmente preparado. Para ello, se comenzará con la incorporación del personal que ha estado tele-trabajando durante estos meses de confinamiento, ya que hasta el momento solo han asistido de forma presencial los equipos básicos de mantenimiento y el personal encargado de garantizar el bienestar animal. Una vez que todo esté preparado se procederá a la apertura y se realizará una evaluación continua y control para comprobar que las medidas funcionan y poder ir incorporando de forma paulatina nuevos espacios.

Durante las semanas de confinamiento, el equipo técnico ha trabajado para dar respuesta a los retos que plantea el futuro más inmediato. Entre las propuestas que se realizarán para adaptarse a la nueva situación, destaca el fomento de actividades en los exteriores, el museo dispone de 25.000 metros cuadrados al aire libre.

La producción de contenido digital de calidad que posibilite una mayor oferta virtual es otro de los objetivos marcados para el corto plazo. De hecho, ya se han dado los primeros pasos y un equipo del museo ha participado en diferentes webinars de formación y en el hackathon ‘EUusVirus’ impulsado por la Comisión Europea para buscar soluciones ante los nuevos retos generados por la COVID 19. Para ello se ha unido con el Pabellón del Conocimiento de Lisboa, y ambas instituciones han ideado ‘Scifunmily’, una plataforma digital a través de la que pretenden, entre otros objetivos, asesorar en vivo a los padres y familias que han tenido que ayudar a los más pequeños en el aprendizaje de ciencias durante el confinamiento. Se trataría de un asesoramiento educativo “a la carta”, es decir, cuando los usuarios lo soliciten y, además de a las familias, estaría dirigido a la comunidad educativa.

Además de las colaboraciones internacionales, también se han generado alianzas nacionales, en este caso de Planetarios, para reflexionar y definir las condiciones más seguras para reabrir esta instalación que por sus características requiere un incremento de las medidas. Y es que es precisamente el Planetario es la instalación que plantea mayores problemas para su apertura.

Asimismo, se ha avanzado en la adaptación de programas educativos consolidados en el museo como ‘Verano con ciencia’. A partir de julio volverá una nueva edición de esta actividad adaptada para garantizar la máxima seguridad de los asistentes.

Todas estas estrategias responden al esfuerzo que desde el museo se está haciendo en estas semanas por estrechar el vínculo con los visitantes y atención personal propia del Parque de las Ciencias y por ofrecer experiencias educativas que se adapten a las necesidades sociales y al futuro post pandemia.

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Periodismo
Constructivo