Nancy Rivas-Tolosa, premiada por un estudio contra la metástasis

Se ha obtenido una tasa de respuesta completa del 40%, similar a la que se observa en otros tratamientos  más complejos y que generan más efectos adversos para los pacientes

La Sociedad Castellano Manchega de Dermatología ha premiado un estudio realizado por la dermatóloga Nancy Rivas-Tolosa, del Hospital Virgen de la Luz de Cuenca, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, sobre un tratamiento no descrito con anterioridad para el manejo de las metástasis cutáneas locorregionales de melanoma.

p1b63n39ngelk8k4v8u1h6j1u0f4Esta investigación, que la dermatóloga del Hospital conquense inicio durante su periodo de formación de la especialidad en el Instituto Valenciano de Oncología y ha finalizado en el Virgen de la Luz, ha sido reconocida como la mejor comunicación oral de las catorce presentadas durante la XXV Reunión de la Sociedad Castellano Manchega de Dermatología, que se celebró el pasado mes de diciembre en el Hospital Virgen de la Salud de Toledo.

El estudio presenta un procedimiento que no había sido descrito con anterioridad para el manejo de las metástasis cutáneas locorregionales, es decir, metástasis que están localizadas en la misma área en la que se localizó el tumor primario. La investigación propone un tratamiento combinado en el que se incluye la crioterapia asociada a una sustancia tópica denominada imiquimod al 5%.

Este abordaje de las metástasis cutáneas ha sido probado ya en una veintena de pacientes y con el mismo se ha obtenido una tasa de respuesta completa del 40%, es decir, que 8 de los 20 pacientes estudiados se curaron totalmente de las metástasis.

La doctora Rivas-Tolosa ha explicado que “esta tasa se considera muy aceptable ya que es similar a la que tienen otras modalidades terapéuticas más complejas, que generan más efectos adversos para los pacientes y que tampoco suelen estar disponibles en todos los centros sanitarios”. En este sentido, la dermatóloga de centro sanitario conquense ha añadido que el tratamiento que se propone es muy bien tolerado por los pacientes y tiene una vía de administración muy sencilla y, además, en pacientes con edades avanzadas o con otras enfermedades asociadas, se presenta como una opción prometedora y útil para el manejo de estas lesiones, sobre todo porque no va a generar efectos adversos, ni complicaciones y evitaría desplazamientos.

El objetivo ahora de la doctora que ha liderado esta investigación, en la que también han participado los facultativos Eduardo Nagore y Ariadna Ortiz, y los dermatólogos del Hospital Virgen de la Luz, María José Izquierdo, Beatriz Díaz y Francisco Menéndez, es lograr poder comparar sus resultados con alguna otra modalidad terapéutica para el abordaje de este tipo de lesiones.

Tags:
0 shares
Previous Post

Billie Hartless, Polycom

Next Post

Sevilla impulsa el IV Plan Municipal de Igualdad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Periodismo
Constructivo