“La tecnología tendrá un claro impacto en el mercado laboral”

Rocío Cardona, directora regional Andalucía Grupo Adecco, ha indicado que este sector productivo ha creado y creará nuevos puestos de trabajos en el futuro

Innovar significa cambiar las prácticas de la gente. Una innovación se produce cuando la gente vive de Rocio Cardonaotra manera… y mejor. El mundo está cambiando a pasos agigantados y vivimos en una sociedad inmersa en un proceso de globalización creciente, donde las organizaciones de hoy deben adaptarse a un contexto que nada tiene que ver con el de hace unos años. Y donde han jugado, juegan y jugarán un papel clave las nuevas tecnologías, y cómo éstas inciden en la forma de relacionarnos y organizarnos. Esta tendencia afecta al ámbito político, económico y social y, por supuesto, también al laboral. Entre otras cosas, en los últimos años se ha generado un nuevo sector productivo, el de la tecnología, que ya ha creado y creará nuevos puestos de trabajos en el futuro que tendrán un claro impacto en el mercado laboral.

De forma indirecta, la tecnología modificará los estándares de trabajo. Por un lado, la colaboración a distancia será la tendencia con mayor impacto, ya que la tecnología favorecerá la deslocalización del trabajo y permitirá crear comunidades de aprendizaje colaborativo. No se trata únicamente del uso generalizado del teletrabajo en aquellos casos en los que sea posible, traduciéndose en un mayor equilibrio entre la vida profesional y personal, sino que estos avances permitirán basar la relación laboral en una mayor confianza hacia el trabajador por parte de las empresas y, por tanto, en un aumento del rendimiento individual.

El impacto que todos estos cambios tiene en los criterios de selección ya ha llegado hoy cuando hablamos de forma generalizada de talento sin etiquetas. Este concepto trata de ayudar a las empresas a atraer al talento de una manera diversa y respetando los criterios de igualdad, poniendo el foco en habilidades transversales comunes a todos los puestos con independencia del rango, especificidad o formación. De entre estas nuevas competencias destacarán las habilidades de colaboración, que incluyen el trabajo en equipo y la capacidad de trabajar de manera remota (no sólo centrada en el teletrabajo sino en la gestión de tareas o proyectos); las habilidades para gestión del cambio, que engloban desde la polivalencia y el aprendizaje constante al intraemprendimiento e innovación; las habilidades técnicas y de orientación a resultados y las habilidades interpersonales, como la capacidad comunicativa de los trabajadores y el liderazgo. Otras capacidades serán igualmente necesarias en los trabajadores del futuro, como son las habilidades internacionales, la gestión de la propia imagen y los valores sociales.

Nos encontramos de lleno en la era tecnológica, donde tendremos importantes retos por delante y, por supuesto, momentos emocionantes de cambio y descubrimiento.

Rocío Cardona, directora regional
Andalucía Grupo Adecco

Tags:
Previous Post

7 consejos prácticos para viajar en crucero

Next Post

El brócoli, salud para el verano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Periodismo
Constructivo